Mario R. Mendoza Orozco


Poesía - Música - Literatura

Sign Guestbook View Guestbook



SONETO

No sé de dónde nace esta alegría
efusiva como una bienvenida,
con fulgor de belleza compartida
y sereno equilibrio de poesía.

Me llena por la noche y por el día
y de la muerte brota hacia la vida:
tiene el aroma de una despedida
y un soplo tenue de melancolía.

Sé que tras ella está el amor, esquivo
como un ágil leopardo, fugitivo
en mares de verdor: fiera que ignora

que aquella presa cuyo rastro sigue
es la misma que ansiosa la persigue,
una vez presa y otra cazadora.


SONETO

"...sucio de tiempo..."
Silvio Rodriguez

Contaminado por el tiempo, umbrío,
ardiendo con el fuego del recuerdo,
el acre polvo de la ausencia muerdo
sin perder ni mi luz ni mi albedrío.

Sucio de amor, mi soledad amplío:
apuesto el alma y la partida pierdo.
Loco de muerte y de belleza cuerdo
en vida y muerte y en amor confío.

Y no pido disculpas, ni perdono,
ni cedo, ni transijo, ni abandono
en aras de ilusoria conveniencia,

porque vivo desnudo en el paisaje,
sin ataduras y sin equipaje,
en paz con mi canción y mi conciencia.


A UN BILLETE, No. 1

Fragmento de papel, incierto cielo
por el que batallamos noche y día,
signo que rije el sueño y el desvelo,
frívola luna de la fantasía.

En tí se cifran todos los anhelos
de una ilusoria y fútil alegría;
no concedes amor, más da consuelo
ver cómo burlas la melancolía.

He visto a muchos malgastar su vida
buscando inútilmente tras tu amparo
el espejismo de un placer completo.

Yo por tí no me haré ninguna herida,
no serás ni mi norte ni mi faro:
¡tal vez ni te merezcas un soneto!


A UN BILLETE, No. 2

Fragmento de papel, incierto cielo
tan esquivo a mis arcas todavía...
No pensé que a mis noches de desvelo
llegara tu pragmática empatía.

Sufro tánto sin ti, tánto te anhelo
que me atormenta que no llegue el día
en que alivies por fin el desconsuelo
de mi económica melancolía

Entonces todo cambiará en mi vida:
en el limbo anodino de tu amparo
disfrutaré placeres obsoletos;

más no te engañes, que mi abierta herida
la hizo fue Amor, aunque tu influjo raro
ya me inspiró dos rústicos sonetos...


A LA MUERTE

Dadora de silencio, caminante
de un sendero por nadie conocido;
turbia visión, en el misterio errante;
funesta mariposa del olvido.

Indefectible y repudiada amante
cuyo abrazo es odiado y es temido;
segadora invisible, contrincante
que de antemano ya nos ha vencido.

Yo también seré polvo en tu regazo
en un día quizás no muy lejano
(el tiempo es otra trampa sin salida...)

Pero esta vez sin miedo te rechazo
con una luz más firme que tu mano:
con el amor, quiero decir, la vida


RONDÓ

Clave de sol para el amor:
tu boca.

Clave de luz y sombra:
tu mirada.

Clave de sombra y soledad:
tu ausencia.

Clave de aroma y tibiedad:
tu cuerpo.

Fuego dormido -sueño de volcán-:
tu sexo.

¡Ah!
Fuego y sueño,
soledad
y fuego


PAISAJE

(Cartagena, 5:45 p.m.)

De repente la tarde se ha llenado
de magia y luz, de amantes escondidos

Mis ojos se recrean en caminos
más allá de los fuegos del ocaso

El sol baña el crepúsculo marino,
el aire es cristalino y aromado...

Al fondo del paisaje, silenciosos,
vuelan, graves, los pájaros

Aquí no hay sitio para la tristeza.
Todo es primario, diáfano, esencial.

El tiempo se ha quebrado en los relojes.

En mi pecho derrama su perfume
la rosa oscura de mi soledad.


ESQUEMA DE UN DÍA

Me sorprendo mirándome en los días
como en un limpio espejo.
Pequeñas glorias.
Grandes soledades.
Amor,
vicio de amor.
Palabras.
Sueños.
Y mientras tanto,
firme,
sin premura,
la muerte trabajándome los huesos.


("De nuevo en este tiempo",1985)

Intrigued By Twilight ~
50
~
prev
~
next
~
random
~
list
~
join
~

Links to other sites on the Web

Diez haikus marítimos y nocturnos
Más textos y poemas
Ivonne
El doctor L
Imagínate desnuda - Erótico No. 4
La Caterva Virtual

Derechos Reservados ©
por el autor

Cartagena de Indias
Colombia, Sur América

© 2000 mmo@red.net.co

Hosting by WebRing.