LOS PIONEROS

1.0    D. FEDERICO G. MACIÑEIRA Y PARDO DE LAMA (1.870 - 1.943), ARQUEÓLOGO Y CATEDRÁTICO DE LA REAL ACADEMIA DE LA HISTORIA.

 

Este año 2.003, se cumplió el sesenta aniversario de la muerte del Arqueólogo y Miembro Numerario de la Real Academia de la Historia, D. Federico G. Maciñeira y Pardo de Lama, uno de los historiadores españoles con más proyección universal en el primer tercio del siglo XX,  fallecido en Ortigueira el 25 de Enero de 1.943.

 

Aunque la figura y la obra científica de este historiador gallego han sido condenadas al olvido por razones ajenas a la Ciencia, son de tal importancia sus descubrimientos para la reconstrucción de la Historia Antigua de la Península Ibérica; de la Europa Occidental; y de los Países Mediterráneos, que resulta imprescindible recuperarlas para devolver a estas regiones geográficas su verdadera Historia Antigua, la cual intentó eliminar para siempre la acción destructiva de la Censura del Imperio Romano.

 

Además de Catedrático de la Real Academia de la Historia, D. Federico G. Maciñeira tuvo en su tiempo un gran reconocimiento por sus trabajos, y fue nombrado(1):

 

Miembro Numerario de la Sociedad Española de Historia Natural.

Miembro Numerario Fundador de la Real Academia Gallega.

Miembro Numerario de la Sociedad de Antropología.

Socio Colaborador del Seminario de Estudios Gallegos(2).

Socio de Mérito de la Sociedad Arqueológica de Pontevedra.

Miembro Numerario de la Asociación Artístico-Arqueológica de Barcelona.

Miembro del Instituto Histórico do Miño (Portugal).

Cronista Oficial del Ayuntamiento de Ortigueira.

 

D. Federico G. Maciñeira también quiso servir a su país participando en otras actividades; y, con anterioridad a la Guerra Civil Española, ocupó los siguientes cargos públicos(1):

 

Alcalde de Ortigueira.

Diputado Provincial de La Coruña.

Jefe Superior de la Administración Civil.

 

Para darse una pequeña idea de su gran actividad investigadora como arqueólogo e historiador, y de su obra publicada, sirva como botón de muestra este brevísimo resumen de su currículo:

 

1.893  Inicia la investigación, con arreglo a los métodos más modernos de la época, de los yacimientos prehistóricos de la comarca de Ortegal-Bares(1).

 

1.895  Escribe: Investigaciones prehistóricas de Galicia, La Ilustración Artística, Barcelona, Nos. 684 y 687(1).

 

1.896  Escribe: Los Fenicios en Galicia, La Ilustración Española y Americana del 30 de agosto(1).

 

1.897  Escribe: Los Castros prehistóricos de Galicia I, II y III, Revista Crítica de Historia y Literatura española, portuguesa e hispano-americana; Año II, Nos. 4, 8 y 9(1).

 

1.900  Escribe: Los Castros prehistóricos de Galicia IV y V, Revista Crítica de Historia y Literatura española, portuguesa e hispano-americana; Año IV,  Nos. 11 y 12(1).

 

1.902  Es nombrado Miembro Numerario de la Real Academia de la Historia(1).

 

1.902  Escribe: Ejemplares gallegos y portugueses de la escritura hemiesférica, Boletín de la Real Academia de la Historia del 15 de mayo(1).

 

1.906  Es miembro de la delegación de historiadores que representa a España en el Congreso Internacional de Antropología y Arqueología Prehistóricas que se celebra en Mónaco(3).

 

1.908  Escribe: Burum, Almanaque de Ferrol para el año 1.909(1) (3).

 

1.909  Es miembro de la delegación de historiadores que representa a España en el Congreso Internacional de Antropología y Arqueología Prehistóricas que se celebra en París(1).

 

1.912  Publica: Arros, Boletín de la Real Academia Gallega del 20 de enero(1).

 

1.928  Escribe: Nuevos hallazgos arqueológicos en el Puerto de Bares, Boletín de la Real Academia Gallega del 1 de mayo(1).

 

1.929  Es miembro de la delegación de historiadores que representa a España en el Congreso Internacional de Antropología y Arqueología Prehistóricas que se celebra en Barcelona, con motivo de la Exposición Universal. Lee su trabajo: Relaciones entre Galicia e Inglaterra en las épocas prehistóricas, el cual presenta acompañado de copiosa información gráfica(1).

 

1.930  Por Real Orden de 25 de Marzo de 1.930, es nombrado Delegado Director de las Excavaciones Arqueológicas en el Puerto Prerromano de la Estaca de Bares, dotadas de un presupuesto de 5.000 pesetas(1).

 

1.930  Dirige la primera campaña de Excavaciones Arqueológicas en el Puerto Prerromano de la Estaca de Bares(1).

 

1.931  Dirige la segunda campaña de Excavaciones Arqueológicas en el Puerto Prerromano de la Estaca de Bares(1).

 

1.932  Dirige la tercera campaña de Excavaciones Arqueológicas en el Puerto Prerromano de la Estaca de Bares(1).

 

1.933  Como consecuencia de los trabajos y hallazgos de D. Federico G. Maciñeira, la Estaca de Bares es declarada Sitio de Interés Nacional(1).

 

1.935  Escribe: La Estaca de Bares declarada Sitio de Interés Nacional, La Voz de Galicia, 11 de Octubre(1).

 

1.936    Estalla la Guerra Civil Española. A partir de este momento histórico, D. Federico G. Maciñeira y su obra prácticamente desaparecen de la Historia. El historiador es represaliado por la Dictadura Franquista, y confinado en su domicilio de Ortigueira(1).

 

1.943  D. Federico G. Maciñeira fallece en su domicilio de Ortigueira, el 25 de Enero(1).

 

 

2.0    A PESAR DE LA ACCIÓN DESTRUCTIVA DE LA CENSURA FRANQUISTA CONTRA ESTE HISTORIADOR Y SU OBRA, HOY EN DÍA ES POSIBLE ENCONTRAR, CON CIERTA FACILIDAD, ALGUNOS RESTOS NO DEMASIADO MALTRATADOS DE SUS TRABAJOS CIENTÍFICOS.

 

Afortunadamente para la Ciencia y para la Historia de la Humanidad–, en 1.947 el Consejo Superior de Investigaciones Científicas, en ejecución de las instrucciones de la Censura Franquista, y a través del Instituto Padre Sarmiento de Estudios Gallegos, compiló aleatoriamente fragmentos de algunas de las obras de D. Federico G. Maciñeira, con los cuales, tras ser amputados, tergiversados e interpolados, se preparó un libro que fue presentado como una obra póstuma del historiador. Se le dio el título: Bares, puerto hispánico de la primitiva navegación occidental(1), en adelante el “popurrí.

En este "popurrí" la Censura intentó presentar al científico como un aldeano hidalgo de Ortigueira, rico terrateniente, y de escasa cultura, que se dedicaba por su cuenta (¿?) a dirigir estudios y excavaciones arqueológicas oficiales; a representar a España en Congresos Internacionales de Antropología y Arqueología Prehistóricas; y a mantener correspondencia erudita con los principales historiadores extranjeros de la época.

Podemos darnos cuenta de este absurdo creado por los ineptos censores del Franquismo, gracias a que en esa operación censoria estuvo presente su amigo, el también historiador y arqueólogo D. Fermín Bouza-Brey.

Este científico, en total desacuerdo con la destrucción del renombre y la extensísima obra científica de D. Federico G. Maciñeira, escribe un muy inteligente prólogo para el "popurrí", en el cual, burlando la Censura, deja para la posteridad un breve resumen del currículo del historiador; denuncia la operación censoria de tergiversación e interpolación de sus textos científicos, donde incluso se intentó imitar –con muy poca fortuna, por cierto– su personalísimo estilo literario; y también denuncia la situación de confinamiento del historiador en su domicilio de Ortigueira, desposeído de todos sus títulos, en los años que siguieron a la Guerra Civil Española, hasta su fallecimiento.

Los costes de la edición del “popurrí” fueron sufragados por los hijos del historiador, pero la obra no salió a la luz pública.

 

Hasta hace muy pocos años, el “popurrí” ha permanecido secuestrado en los Departamentos de las Facultades de Historia de las Universidades Españolas.

 

Sin embargo, hoy en día se pueden rescatar del olvido algunos ejemplares del “popurrí”, que se podrán encontrar como libros de depósito en bibliotecas de Universidades Españolas; y también se puede acceder a fotocopias del mismo en algunas bibliotecas públicas de Galicia; por ejemplo, en la Biblioteca Pública Municipal de Cedeira.

 

También, a finales del año 2.002, se ha producido en Ortigueira una edición facsímil del “popurrí”, de la cual sólo se ha permitido hacer una limitadísima tirada, pagada con los dineros públicos del Ayuntamiento de Ortigueira –a través de la Fundación Ortegalia– y la Diputación de La Coruña.

 

Los escasísimos ejemplares de la tirada no fueron puestos a la venta. Se repartieron gratuitamente en círculos muy reducidos.

 

En esta actual y solapada edición autorizada por el CSIC-Instituto Padre Sarmiento de Estudios Gallegos –el cual con gran mérito ostenta el copyright del vergonzoso “popurrí”–, aunque parezca increíble, cualquier bien nacido se quedará atónito viendo como el actual director de esa institución, todavía lanza ataques a la memoria de D. Federico G. Maciñeira en el prólogo que adjuntó a la edición facsímil.

 

 

3.0    GRACIAS A D. FERMÍN BOUZA-BREY, EL POPURRÍ CONSERVA IMPORTANTÍSIMOS DATOS OBTENIDOS POR D. FEDERICO G. MACIÑEIRA EN LAS EXCAVACIONES OFICIALES DEL PUERTO PRERROMANO DE BARES.

El “popurrícontiene fragmentos manipulados por la censura Franquista de las Memorias de las Excavaciones Oficiales en el Puerto Prerromano de Bares, dirigidas por D. Federico G. Maciñeira en las campañas realizadas los años 1.930, 1.931 y 1.932.

Estos fragmentos son muy útiles, a pesar de estar manipulados, porque la censura fue ejecutada con torpeza, gracias a la intervención de la mano de D. Fermín Bouza-Brey.

En el “popurríse conserva la informacióncuya veracidad, en consecuencia, está avalada por D. Fermín Bouza-Brey­– de que, en el curso de dichas excavaciones, D. Federico G. Maciñeira pudo comprobar que la escollera del Puerto de Bares fue construida muchos siglos antes de la existencia del Imperio Romano.

Este importantísimo dato, conduce inexorablemente a la conclusión de que, en el noroeste de la Península Ibérica, existió un riquísimo país estructurado prerromano que fue capaz de construir costosísimas obras públicas como la Escollera Ciclópea de Bares.

Por lo tanto, ahora nos encontramos conque los historiadores del Franquismo, sometidos a la Censura del Régimen, no pudieron tener en cuenta los descubrimientos del científico gallego en el Puerto prerromano de Bares, para la reconstrucción de la Historia Antigua de la Península Ibérica.

Debido a ello –por supuesto que unos obligados, pero otros de buen grado–, han forzado las interpretaciones de los hallazgos de las excavaciones arqueológicas; y han hecho lecturas torticeras de los autores clásicos, para poner en consonancia la Historia Antigua de la Península Ibérica con la Historia que les dictaba la Censura Franquista.

Como consecuencia de esta práctica acientífica, toda la Historia Antigua que se ha escrito para la Península Ibéricala Europa Occidental, y los Países Mediterráneos, es pura filfa porque han sido deliberadamente excluidos de ella tanto el país estructurado “gallego” prerromano, como su impacto en la Historia Antigua de estas regiones–; y habrá que reconstruirla de nuevo, comenzando desde cero, para poder colocar adecuadamente en su sitio –después de ser rigurosamente revisados– todos los descubrimientos arqueológicos conocidos correspondientes a esa parte de la Historia.

Los trabajos científicos de D. Federico G. Maciñeira, que son patrimonio de todos los españoles, continúan secuestrados; y eso que ya llevamos 25 años de democracia en este país.

 

En pleno siglo XXI, no hay excusa posible para que continúen ocultos a la opinión pública, los originales de las Memorias de las Campañas de las Excavaciones Oficiales del Puerto Prerromano de la Estaca de Bares, dirigidas por D. Federico G. Maciñeira los años 1.930, 1.931 y 1.932.

 

 

BIBLIOGRAFÍA

 

(1) BARES. Puerto Hispánico de la Primitiva Navegación Occidental, CSIC-Instituto Padre Sarmiento de Estudios Gallegos. Santiago de Compostela, 1.947.

 

(2) O Seminario de Estudos Galegos, Alfonso Mato. Publicacións do SEMINARIO DE ESTUDOS GALEGOS, 2.001.

 

(3) BURUM, Federico G. Maciñeira. Almanaque de Ferrol, 1.909.

 

CONTINUAR

 

Hosting by WebRing.